618177445

Junior masculinoSeria la pista C de la Angelita Alta la encargada de acoger el partido que disputarían los juniors de la Gymnástica Portuense y el DKV San Fernando, en este caso el Azul. Se sabia de antemano que no seria un partido fácil. Los chicos de Eladio, Guille y Karting eran conscientes, la grada Gymnástica, también. Y se llenó, vaya que si se llenó de aficionados del club portuense para alentar y animar en cada jugada a su equipo. Y así, con la grada a rebosar y los 12 jugadores azulones motivados y metidos en el partido en su máximo exponente, dio comienzo el encuentro. En los primeros compases de partido, se notaron nervios por parte de ambos equipos, con un acierto bajo a partes iguales y con un ritmo bajo, de tanteo, de respeto por el rival. Los locales fueron capaces de aprovechar ese nerviosismo y ponerse hasta 9 arriba en el marcador. Pero nada mas lejos de la realidad, los visitantes se repusieron y bajaron la renta hasta los seis puntos. Con 15 – 9 acabaría el cuarto.

   El segundo cuarto fue una total odisea para los chicos que dirige Eladio Vázquez. Una reacción visitante y una zona que se le atragantaba a los locales, provocaría un parcial de cero dieciséis a favor del combinado isleño. 29 – 36 marcaba el luminoso al descanso. Algo que no gustaba para nada a los locales, necesitados de una reacción en la segunda parte del partido para poder conseguir la ansiada y necesaria victoria. El tercer cuarto, comenzó con el combinado portuense ansiado de una remontada. Y así fue. Con los nervios ya apaciguados, con el rival estudiado y con la grada alentando en el momento más difícil del partido. Pero una nueva reacción de los visitantes angustiaría el final del cuarto donde gracias a un descomunal triple de Darío, los locales bajarían la renta para poner las tablas en el marcador al final del tercer cuarto. El partido estaba siendo duro, intenso, igualado y, sobre todo, bonito. Un partidazo en toda regla como se anunciaba y esperaba. Y se notó, se noto la grada llena de Gymnásticos con hambre de victorias, con ganas de ver a sus juniors presentando una candidatura seria por el oro gaditano. Y con todo esto, los dos equipos se disputarían la victoria en el ultimo cuarto, con nada decidido, con cualquier cosa posible por suceder. Una ida y venida de canastas, defensas y transiciones de ambos equipos. Cambios de líder en el marcador. Ninguno quería dejar ir el partido, y se notaba. Y así fue, hasta los últimos tres minutos de partido. San Fernando metía el susto en el cuerpo, adelantándose en el marcador y marcando el ritmo por unos momentos, donde el problema de faltas acechaba a los locales.

  Y aquí fue cuando el bombo Gymnástico de Elio sonaba con mas fuerza, incitando a los aficionados a animar a los suyos. Y así fue, a golpe de bombo y gritos como los jugadores portuenses volverían a recuperar la renta. Primero fue Manolo, con un espléndido 2+1 y luego Rafa, haciendo lo propio y levantando al respetable. Como un jarro de agua fría caerían dos canastas de los isleños, pero no duraría mucho la alegría para estos, ya que sería después Adri Cala el encargado de rebajar la renta a solo un punto con un triple desde la esquina derecha descomunal. A falta de escasos dos minutos, y en respuesta a un nuevo triple de los de San Fernando, Ricardo anotaría un triple para dar una preciada ventaja de tres puntos a su equipo. Sin casi tiempo para reaccionar y sin acierto en el tiro para los turquesas, no tendrían mas remedio que recurrir a las faltas con la esperanza de que los locales fallaran tiros libres dando la oportunidad de remontada. Pero la sangre fría de Manolo y posteriormente de Javi desde la línea de 4,60 cerrarían el partido a favor con un 70 – 66. Estaba hecho. La alegría inundaba a los jugadores locales que saludaban con aprecio y daban la enhorabuena al equipo visitante mientras los aficionados de ambos equipos se fundían en una ovación para agradecer el increíble espectáculo ofrecido en la mañana de sábado. Y así acabo la primera de las 5 finales. Decima victoria de la temporada que daba la vida y tranquilidad y que deja casi a tiro la clasificación con ventaja de campo para los chicos azulones. Pero como aseguran estos, el trabajo se hace partido a partido y ya solo piensan en La Línea, lugar donde se disputará el próximo partido y que dará encuentro a los dos mejores combinados de la competición. ¡Vamos equipo, se puede!